25 mar. 2016

FINDE GOIENA: "Pico Verde demasiado gris y Arroyeras peligrosamente blanco". 19/20-03-2016


Dia de San José, el  Club gasteiztarra Goiena me lleva de excursion! Que bien! Los planes son ambiciosos...
El Pequeño Arriel se cae del programa ya sin salir de Gasteiz, la meteo manda. Su sustituto, pico El Verde..., pinta gris y se convertirá en "un marrón" con la lesión de un compañero de travesía al descender del collado del Faceras hacia el Ibón de Sabocos. El pico El Verde, ideal en días de meteo incierta y tras grandes nevadas, con sólo 2.295m de altitud y prácticamente al lado de las pistas de la estación de Panticosa, puede convestirse en días de niebla en un escenario poco amable. Finalmente todo ha salido bien! Y que gusto da ver Panticosa con tanta nieve!
Ni fotos tengo de lo malo que hizo.

fauna salvaje en la Estación de Panticosa
Al día siguiente, el Arroyeras (2.557m), también se descuelga del programa. Iniciamos ruta desde el aparcamiento de Anayet en una mañana de domingo casi soleada. En vez de seguir la pista de la Glera nos acercamos a ver cómo está el Barranco de Culivillas. Todo el sábado y la noche posterior ha estado nevando, se ve muy cargado y es un lugar de tradicionales avalanchas. Caen coladas de nieve húmeda ante nosotros. Para otra ocasión. somos un montón, como en las excursiones del cole, no todos llevan arva y material de seguridad...

Nos rescata de las dudas nuestro ángel de la guarda, Antonio,  del albergue Quinta Vista Alegre de El Pueyo de Jaca. Muchísimas gracias. Iremos por un valle más seguro, detrás del Culivillas, hacia el Pico Royo y nos conformaremos con unas bajadas para disfrutar de la nieve, ¡que hay muchísima ! El tiempo acompaña, de momento, y disfrutamos del entorno, soledad en Formigal.                     








Pero entran las nubes bastante antes de llegar al collado y no nos dejan ni almorzar. La bajadita no ha estado nada mal! Así que nos animamos a volver a subir, esta vez acompañados por Antonio.



Unos compañeros se animan hacia el Culivillas, pero a ellos también se les cierra completamente y del collado se darán media vuelta, no merece la pena, no hay que forzar.

¡Ha sido un placer, goierer@s! He disfrutado de vuestra compañía y de la montaña, ¿qué más se puede pedir? ¡Hasta la próxima, gracias!





1 comentario:

  1. Gracias a ti, María, por ese reportaje y tus palabras. Y gracias por tu apoyo en mi accidente. Sí, soy Alberto, el accidentado y se nota que eres buena compi de montaña. Esperamos veros pronto en otra aventurilla. Un abrazo :)

    ResponderEliminar